Seguidores

martes, 14 de enero de 2020

Una buena jornada

El sábado quedábamos para hacer una salidita al cebadero que llevamos preparando un tiempo ya. Habia ganas de estrenar los equipos que me trajo papa Noel y el regalazo que me hizo mi hijo, un refugio para no pasar frio, protegerme del sol y del que el tenia mas ganas de estrenar que yo jejejeje.
A lo largo de la semana entre Paco y yo vamos preparando una buena cantidad de bolas de muchos sabores para ver que quieren comer , es lo que mas me gusta del carpfhising, la cantidad de enredos, cosas para probar en cada jornada y con suerte que les gusten e ir sacando conclusiones de lo que le apetece comer .



Llegavamos al amanecer ,rápidamente a montar y sacar conclusiones de cual va a ser la estrategia a seguir para poder poner las posturas lo antes posible.
La primera captura no se hizo esperar nada, llevarían echadas las cañas unos veinte minutos, Eloy ponía en seco un barbete, pintaba muy bien el dia .



Las picadas  sucedían cada media hora o asi , la siguiente tendríamos muy mala suerte y se quedaba enramada en algo que teníamos delante y que nos haría perder a lo largo del dia la mitad de las capturas, la siguiente puesta en seco fue de Paco, otro precioso barbete.


Yo tuve la oportunidad de pelear un par de capturas antes de hacer la comida pero con la mala fortuna de que la mas grande la perdi enramada, la otra era muy peque y no la puse para la foto, mi hijo ponía otra pieza en seco.



Tras esta captura tendríamos un paron , ya eran cerca de las dos de la tarde y nos dispusimos a hacer la comida y como siempre que salimos a una jornada de las largas, no hay nada como unas migas para reponer fuerzas.






Y como no podía ser de otra manera mientras comíamos tocaba correr a por un buen arreon y una buena carpa en seco de parte de Paco.


Seguimos comiendo, nos tomamos el postre nos hacemos unas infusiones y mientras se enfriaban un poco otro carreron a por la caña, en esta ocasión Eloy ponía en seco su mayor carpita asta ahora , pedazo de combate , ya lo va haciendo de cine.


Tras esta captura tendríamos otro paron, el cual aprovechamos para alimentar a nuestro pequeño colega, que no veais como jalaba tortilla de patatas jajajaja.


Empezaba a caer la tarde y el frio iba haciendo aparacion , tocaba prepararse para el par de horas de noche que continuaríamos pescando , entre tanto Eloy ponía en seco otra pequeña captura.


Antes de oscurecer tendría otro arreon con la mala suerte de dejársela enramada y no poso para la foto.


Tras esa picada nos pondríamos a cobijo, a esperar .


Solo tuvimos una picada mas de una carpa que puso en seco Paco y a la que no fotografiamos por que no quedaba batería , y con esa dimos por concluida nuestra sesión la cual dio para muchas risas, peces, buen comer y meterle mas a Eloy el veneno de la pesca, que ya esta preguntando que cuando repetimos. 

un abrazo. 

viernes, 20 de diciembre de 2019

Terminaran algun dia los temporales?

Sera que me estoy haciendo mayor, pero ultima mente con mal tiempo me cuesta mucho salir. Recuerdo que antes por muy malo que diera, siempre buscábamos algún rincón resguardado don de acudir a echar unos lances.
En estos dos meses las salidas han sido muy pocas, aprovechando alguna pequeña ventana de buen tiempo en la cual había que dejar lo que estuvieses haciendo y salir por que no sabes cuando podrás volver, debido a que los temporales se solapan uno detrás de otro.
En la entrada anterior decía que empezaba lo bueno y parece que lo gafe, por que no he vuelto a tirar el kayak al agua y se quedo la temporada en esa salida.

Lo bueno que empezamos la temporada de los calamares, aun que solo he podido dedicar una jornada, fue muy productiva,  pude hacerla en compañía de mi gran amigo y mejor pescador Juanlu en la cual pusimos algunos buenos sables en seco.



Intentare salir estas navidades si acompaña el tiempo e intentar hacerme con alguno mas.

Hemos empezado a preparar el cebadero de los barbos y a pesar de que nos hemos comido tres bolos seguidos, ayer empezó a dar los primeros resultados, un par que puso Paco en seco que aunque no fueron de gran tamaño alegran por que el cebadero empieza a dar sus frutos y un par de arreones que tuve yo uno de ellos de los importantes pero que me gano la batalla en el combate.




Seguiremos alimentando los y probando a ver si pronto nos hacemos con el gordo, son unos peces alucinantes.

Y poco mas , felicitaros unas felices navidades y un prospero año nuevo.

Un abrazo y muy buena pesca

miércoles, 30 de octubre de 2019

Empieza la diversión

Esta semana la jornada empezaba Lunes, un día de esos que te levantas con toda la ilusión por que sabes que esta a punto de entrar el pez que más me gusta pescar de todas las modalidades que practico.
Llegaba al pesquero pronto , hay que volver a madrugar un montón , pero como no hay mal que por bien no venga tengo una hora mas , al empezar a las 7 y no a las 8 , hasta las 10:30 pues una horica mas. El tiempo daba una previsión que no me hacia sentirme muy agusto , la cosa empezaba bien pero a las diez un viento de sur que iría creciendo, sin mas dilación pongo rumbo a mi primera linea.


Empiezo a pegar pasadas esquivando trasmallos, palangres y algún arrastrero de esos que o te apartas o te apartan , la mañana se va pasando y no consigo picada, los peces de pasto están dispersos, y en el agua flotan como trocitos de algas pequeños, que no estorban pero hace parecer que el agua esta sucia.
Seria a las 9 de la mañana cuando un arreon bestial arquea la caña, la cojo y empieza un combate de esos de los que quedan memorizados , era un tira y afloja , le ganaba terreno, metía el nudo al carrete y seguida mente me sacaba 30m de hilo, así 3 veces , seria en la cuarta aproximación cuando arranco otra carrera en vertical y hay me gano la partida, que rabia se me había soltado posible mente el primer gran bonito de la temporada.
Media hora después empezaba un aire muy fuerte y me hacia retirarme  con un sabor agridulce.

Ya en casa, el Martes veía en las noticias que a partir del Jueves la cosa se ponía fea con un viento del oeste bestial, como me iba a tener en tierra indefinidamente, vuelta a preparar los enredos que el miércoles pese a que la previsión es de viento de tierra y lo odio, tenia que volver a salir , así que todo preparado para el miércoles intentarlo de nuevo.

Ya estoy de nuevo aquí, si el otro día venia con ilusión, hoy vengo con ansia viva.


Pongo rumbo a la primera linea , hoy parece que el eslalon de palangre sera menor que el lunes , hay menos colocados y los arrastreros no están, el agua parece limpia y no sopla ni pizca de aire , voy a hacer volar el kayak, el que quiera comer que corra jajajajajaja.
 Decido soltar los currys al saltar todas las boyas que hay por el agua, estoy sobre los 24 metros, es buen sitio para empezar, al llegar a los 28 metros primera plegada de caña y primer combate que pierdo, caguen... empezábamos mal .
Me vuelvo a situar, ordeno los aparejos y a darle duro de nuevo y al llegar a los 32m de nuevo carraca sonando , este si, torpedo en seco, que arreón tienen , me encanta este pez.


Están por aquí , a dar pasadas a ver si cae alguno mas, suelto solo una caña para ir haciendo el viraje y cuando me ponga en rumbo soltar la otra, no me a dado tiempo y otro arreón , que bien otro combate .... pero de nuevo volvían a ganarme, no pasa nada me queda tiempo para un par de lances mas. sitúo el kayak para donde voy a ir y suelto las dos cañas, llevaba remando 20 minutos cuando
otra plegada de caña, otro buen combate, este a mi favor.


Tras este volvería a pegar otra pasada mas pero ya sin fortuna , y viendo que el cardumen se había subido a la superficie y nada lo atacaba, era hora de poner punto y final a la jornada. Son las 10, así me da tiempo a lavar coche y kayak tranquila mente haciendo me un refresco, un empate que me ha sabido a gloria.
Un abrazo.

lunes, 21 de octubre de 2019

Un invitado a comer no deseado

El mar esta fulero, esta semana pasada no se ha podido salir y la que entra tampoco va a ser mejor. Así que vamos dedicando jornadas a modalidades que me tienen muy enganchado, este fin de repetíamos una de carpa.
Quedaba con mi Paco para echar una jornada de 14 horas en un cebadero que ha preparado, para mi poder echar una jornada así es un lujo, aunque lo suyo seria un par de días, me siento bastante feliz. En la jornada anterior tubo mucha suerte y puso en seco una buena royal, Asi que las expectativas eran muy altas.


No son grandes carpas como las de embalses como orellana o cualquier charco extremeño, pero para los embalses en los que nos movemos, son mas que una prueba superada y tenemos fe de poder engañar algún día, alguna mas grande.
Así que como siempre, a preparar una de boilies para afrontar la jornada, esta semana no pondríamos semilla en el cebadero, solo pellets y boilies.


Llegábamos al amanecer y empezábamos montar las barcas para desplazarnos al puesto, la mañana estaba fresca, pero el agua no ha perdido temperatura, así que una hermosa bruma como si fuese de película sale del agua.





Llegamos al puesto , y como el team chiclawn nos repartimos la faena, el monta la sonda y se mete a cebar, yo monto los equipos, para que cuando vuelva este todo preparado para poner las posturas en el agua.
Una vez con las posturas en el agua, solo nos queda montar el chiringuito y esperar que se produzca el primer arreon.



A las dos horas del primer lance teníamos el primer arreon, una de mis cañas que tenia pescando fuera del cebadero original a un lado traía una hermosa común , que se había comido una bola de huevo montada en snowman de 25mm, a lo largo de nuestras salidas hemos ido aprendiendo a seleccionar un poco el tamaño con el diámetro de la bola, de lo que no nos percatamos al sacar la captura fue de una pequeña pista que nos dio el boilie al salir y que no vimos.



No llegaba al par de kilos , pero fue una gran alegría, por que de todas las carpas que llevamos sacadas en este embalse y ya van unas cuantas, es la primera común que vemos.
Al poco tiempo otro arreon , las posturas ya llevaban unas tres horas en el agua y empezaban a dar sus frutos, pero al ir recogiendo no noto la resistencia ni de una carpa de kilo y pongo en seco una royalita de escaso medio kilo y hay si nos dimos cuenta al mirar el montaje de que algo raro pasaba, los boilies estaban como lijados de unas bolas de 20mm a 28mm en algunos casos habían quedado como si fuesen solubles en escasos 10mm, tocaba sacar todas las cañas para ver como estaban y ver que pasaba.


Vaya tela, teníamos invitados a comer, era la primera vez que nos enfrentábamos a algo así, o por lo menos que nos ubieramos dado cuenta, los temidos carrancks, habíamos lidiado con tortugas a las cuales les echábamos 4 o 5 muslos de pollo y nos dejaban las posturas tranquilas, pero con estos y no teniendo otro tipo de cebo no nos quedaba otra que seguir con la mitad de los equipos igual y en las otras hacer montajes flotantes 360.
Tras volver a meter todas las posturas llegaba la hora de comer y nada como una buena sartenaica de migas para reponer fuerzas.




Al terminar de comer Paco tiene el primer arreon , a picado en el montaje 360 es grandecita algo mas de tres kilos, pero consigue ganar el combate y no posar para la foto en los últimos 5 metros.
Vamos viendo como las cañas montadas con bolas de huevo van dando pequeños indicios en las alarmas de que algo toca el cebo, y aunque nos irrita vamos bromeando de como se comportan los cangrejos con las bolas y haciendo chistes.  Al poco en una de esas arreon , una carpita en seco.


No hay manera , esta seria la tónica todo el día, lanzar esperar una hora se reducía el boilie y entraban estas carpas .

La única buena que entro y si que tenia que ser de las de 5 kilos para arriba, le entraba a Paco, que tras un buen combate se le enramaba a 20 metros de la orilla , pese a que entramos a buscarla con la barca, no pudimos liberarla y no poso para la foto.
Ya oscurecido nos tocaba recoger y poner rumbo para el coche, e ir pensando en la estrategia a seguir en futuras jornadas, para evitar e estos invitados a comer tan indeseables.

Un abrazo.


lunes, 14 de octubre de 2019

Salir corriendo

Tras dejar a los nanos en el cole me aburría y he decidido bajarme un rato al charco a hacer unos lances, queda poco de pescar a superficie y hay que ir haciendo las ultimas para cerrar la temporada.
He llegado sobre las 9:35 dispongo de algo mas de dos horas para darme una vueltecica, la mañana pinta muy bien , lo único malo es que el nivel ya a empezado a bajar , creía que duraría estable un poco mas.



Hace dos semanas todo esto estaba bajo un metro de agua y los basses campaban por aquí a sus anchas. Me ha costado meter el pato entre tanta cobertura, decido empezar con un paseante , voy ajustando lances pegados a las matas y por los desniveles que conozco , pero solo consigo arrancar una picada que no se clava, se esta nublando un poco , no parece preocupan te, había mirado el tiempo y daba tormentas pero para la tarde , sigo a lo mio.
Hago un lance pegado a las matas , voy trabajando el paseante dando ligeramente con la puntera de la caña en el agua , estoy absorto en el movimiento del paseante , cuando de repente un bass de unos 300gramos sale de golpe y leda un bocado a la puntera de la caña , me a dado un susto que casi me meo, jajajajajajajajaja..
Avanzo un poco y entra el primero, una buena pelea y en seco un bassito.

Si algo e descubierto en los años que llevo pescando en el charco, es que aquí los peces madrugan poco. Me voy adentrando en la recula y parece que oigo como un camión descargar piedras por un terraplén , no le doy mayor importancia y sigo a lo mio, otro lance otro bass.



Parece que el camión descarga mas cerca , pero.... ese ruido no es un camión , parecen truenos, levanto la cabeza y al fondo veo un tiempo muy oscuro, esta lejos y no parece que venga, sigo lanzando y ahora están mas activos, no tardo en pinchar otro.



Vuelvo a lanzar al mismo sitio donde clave el anterior y zapatazo de nuevo, este es mas grande, empieza una buena pelea y de repente un rayo cruza el cielo y un estruendo ensordecedor me hace perder la concentración, en un salto se me suelta , me he acojonado, rápidamente desmonto la caña, y empieza una tormenta eléctrica de aupa , empiezo a darle a los pies para ir hacia el coche y me alcanza un aguacero que me deja mas mojado que si me hubiese caído al agua.



Ha sido muy extraño , no la e visto venir , de verla lejísimos a tenerla encima no a transcurrido nada de tiempo, a las once ya estaba en el coche y rumbo para casa, en el momento se estabilice el tiempo bajare a hacer la despedida y cierre de temporada a superficie.
Un abrazo.